Language and login selector start
Idioma
Deutsch
English
Español
Français
Italiano
Language and login selector end

Mercado del arte: Cenizas a la venta


Captain Shit and the Legend of the Black Stars © Chris Ofili/ V. Miro Gallery

El 26 de mayo de 2004, 50 obras de Patrick Heron, 22 obras de Gillian Ayres y 40 de Adrian Heath desaparecieron entre las llamas del enorme incendio que tuvo lugar en el almacén de Leyton, Momart, en Londres. Además de éstas, ardieron también muchos trabajos de la generación de artistas de los años 90 conocida como 'Young British Artists'-YBAs- (Jóvenes Artistas Británicos), pertenecientes a la colección Saatchi, como 16 de Damien Hirst, algunos trabajos de Rachel Whiteread, la instalación de Chapman The Hell, la primera de las hilarantes series del Captain Shit de Ofili y el famoso Everyone I Have Ever Slept With 1963 -1995 de Tracey Emin. El Reino Unido ha sufrido sin duda la desgraciada pérdida de la mayoría de las obras de los YBAs, emblemáticas en el desarrollo del fenómeno conocido como Brit Art.
Las compañías aseguradoras de arte de Londres han comenzado a estimar la cantidad exacta que tendrán que desembolsar por los daños causados por el fuego que ha destruido obras valoradas en millones de libras. Resulta imposible pronosticar a ciencia cierta el coste de los daños, ya que el valor financiero de las obras de este grupo ha sido especialmente sensible a las fluctuaciones del mercado en los últimos veinte años. Retrocediendo al año 1988, la fama de los YBAs se limitaba a la escena artística de Londres. El reconocimiento al joven grupo británico se produjo a raíz de la exposición Sensation. Ese mismo año, la escultura de Rachel Whiteread, Untitled, Double Amber Bed, se vendió por £ 150.000. Durante los cuatro años siguientes, los precios de las obras realizadas por dichos artistas británicos alcanzaron su nivel máximo, al ser vendidas en las principales casas de subastas de Nueva York y Londres. Los coleccionistas que invirtieron en su producción artística a comienzos de los años 90 hicieron una fortuna seis años más tarde al dispararse sus precios. Por ejemplo, God de Damien Hirst fue comprado por £ 4.000 en Londres y revendido en 1998 por nada más y nada menos que £ 170.000. La fortuna de Damien Hirst se multiplicaría más adelante al venderse su obra Something Solid beneath the Surface of all Creatures Great and Small por US$ 1.050.000 en Phillips, De Pury & Luxembourg en Nueva York el 13 de mayo de 2003; todo un éxito para él y el grupo en su totalidad.
Aunque la mayoría de las obras todavía funcionan bien en el mercado, los precios han descendido un 28% entre 2001 y 2003. Tracey Emin ha experimentado fuertes caídas en los precios de su escultura desde 2001. Los últimos registros de sus ventas indican que el precio estimado de su instalación Bring me the Head of Tracy Emin en Christie's South Kensington era de £ 8.000 a 1 de abril de 2004, y un año antes, su instalación Sleep era vendida por £ 2.000 en Sotheby's.
Esperemos que los precios de las piezas de la colección Saatchi almacenadas en Momart sean calculados en base a la época en que la exposición Sensation (1997) causó a su vez sensación, ya que actualmente tienen un precio de reventa más bajo. Después de todo, las consecuencias podían haber sido mucho peores; las obras más importantes de la colección Saatchi estaban almacenadas o expuestas en otro lugar. De acuerdo con Marcel Duchamp, los 'readymades' (concepción de las obras de arte en la mente del artista, sin tener en cuenta la creación manual posterior) pueden ser reproducidos infinitamente. Tanto si se han perdido como si han sido destruidas, un 'readymade' puede ser reconstruido por cualquiera, otorgando longevidad a la obra maestra.
Se rumorea en Londres que Saatchi pretende comprar el lugar donde se produjo el incendio y bautizarlo con el nombre de 'Brit Art's ground zero'.

  • ArtFacts.Net: la experiencia al servicio del arte

    Desde sus comienzos en 2001, ArtFacts.Net™ ha desarrollado una exhaustiva base de datos de artistas a través de sus colaboraciones con galerías, museos, ferias y asociaciones de marchantes de arte nacionales e internacionales